Recopilamos para ti los mejores consejos para que dejes de ser virgen de piel

¿Me tatúo o no me tatúo? Quiero hacerlo pero, ¿y si luego me arrepiento? ¿Duele tanto para no aguantar a que terminen? ¿Qué diseño escojo? ¿En qué zona me hago mi primer tatuaje?

Si eres virgen de piel, seguro que tienes preguntas que se te acumulan dando vueltas por la cabeza hasta que te decidas a tomar la decisión final.

Todos hemos pasado por ese proceso y en Ink Sweet Tattoo nos hemos encontrado decenas de veces con personas como tú… sí, todos hemos sido virgen de piel en alguna ocasión 😛 … por eso reunimos todos los datos que necesitas para lanzarte a este mundo tan apasionante. Estamos seguros de que no te arrepentirás de dejar de ser virgen de piel.

Claves para hacerse el primer tatuaje

¿Mi primer tatuajes? ¡Sal de dudas con esta recopilación de consejos!

Para muchos, hacerse el primer tatuaje es el paso más difícil, sobre todo porque, una vez tomada la decisión, surgen en su cabeza otro montón de dudas que le vuelven aún más loco. ¡Tranquilo! Todo es más fácil de lo que piensas.

Para hacerte el primer tatuaje y dejar de ser virgen de piel sólo debes tener en cuenta estas tres cosas:

  1. La idea base

    Es el punto de partida. Piensa en el motivo, la emoción o el sentimiento que quieres expresar con tu tatuaje. Tampoco es necesario que lo perfiles por completo. Nuestro equipo puede ayudarte con el diseño en todo lo que necesites y contamos con la experiencia de otros casos para orientarte e inspirarnos juntos, pero tener la esencia de lo que quieres transmitir es la clave para que todo salga a pedir de boca.

  2. El estilo

    El diseño de tatuajes ha evolucionado tanto que hoy contamos con numerosos estilos para escoger: tradicional, realista, japonés, minimalista, con puntillismo… Y se trata de un aspecto tan importante que lo desarrollaremos con detalle más adelante.

  3. La zona del cuerpo

    Medita hasta estar bien seguro de este aspecto. ¿Quieres que tu tatuaje sea visible para todos o que sólo lo veas tú? ¿Quieres uno grande pero la zona que has escogido es demasiado pequeña? ¿Prefieres que no sea un lugar especialmente sensible?

    Ten en cuenta que, con carácter general, las zonas más dolorosas son aquellas en las que el hueso es más prominente, como los tobillos o el codo; las costillas, el empeine, la zona interior de los brazos, el muslo y la boca del estómago.

    Seguramente encontrarás quien te diga que no debes temer al dolor del tatuaje porque siempre puedes aplicar antes una crema con efecto anestésico que duerma la zona.

    ¡Mucho ojo! Este tipo de productos ablanda la piel y hace que la aguja rebote y la tinta no penetre igual, lo que hará que el tatuador tenga que hacer más presión con la aguja y el dolor aumentará. Además, tienes que aplicarlas una hora antes del tratamiento y hacen efecto sólo 45 minutos, un tiempo insuficiente en la mayoría de los casos para poner el calco, secarlo y tatuar la zona. Desde Ink Sweet Tattoo ni recomendamos ni desaconsejamos este tipo de cremas, sólo queremos que valores por ti mismo si necesitas usarla o no.

 

Elige tu estilo de tatuaje

¿Sabes cuáles son los principales tipos de tatuajes? ¡Descbre todos los estilos en nuestro blog!

Hay tantos estilos de tatuaje y tantos diseños disponibles en Internet que no nos extraña que te cueste decidirte sólo por uno… y seguir siendo virgen de piel pero ya no tienes más excusas.

Nuestra experiencia nos ha enseñado que escoger una idea y un estilo en primer lugar ayuda mucho a delimitar el terreno. Y, aunque se trata de un sector en permanente evolución, a grandes rasgos podemos perfilar estos estilos por ser los de uso más extendido:

  1. El realista

    Es probablemente el más exigente porque cada tatuaje es diferente y encierra su propio historia. Distinguimos entre realismo surrealista cuando representamos un objeto; abstracto, mezcla del arte abstracto y el realista, y realismo hiperrealista, que es en el que reproducimos una fotografía.

  2. El japonés

    Son opciones muy coloridas, usando siempre el negro como base y fondo de nuestro diseño. Además, es muy versátil y permite adaptarse muy bien a las curvaturas del cuerpo.

  3. El maorí

    Estilo proveniente de las tribus del Pacífico y uno de los que cuenta con mayores adeptos.

    Usa el negro y el tono natural de la piel para crear tatuajes llenos de significados, en muchas casos con códigos secretos.

  4. Old School

    Si tu deseo es tener el look hawaiano siempre cerca, este es tu estilo. Combina una iconografía muy atrevida –anclas, barcos, sirenas…– con colores muy vivos.

  5. Neo Tradicional

    Muchos lo definen como un tatuaje de la vieja escuela con técnicas modernas; un clásico reinventado que tiene como rasgos distintivos el empleo de líneas gruesas muy definidas y el uso de pocos colores pero de gamas completas de un mismo tono.

    Puedes descubrir otros estilos de tatuaje con diferentes propuestas de diseño en este artículo.

 

La importancia de un buen tatuador

Conoce a los tatuadores de Ink Sweet a través de sus trabajos ¿Con cuál te quedas?

Ahora que ya has decidido el estilo, el diseño y la zona en la que te vas a tatuar para dejar de ser virgen de piel, toca buscar a la persona encargada de plasmar esa idea sobre tu piel.

Como profesionales de los tatuajes te recomendamos que valores muy bien este punto antes de escoger un estudio u otro: mira galerías de imágenes, consulta opiniones, visita las instalaciones del centro, habla con los tatuadores para que te orienten sobre lo que quieres hacer, escucha sus opiniones…

Para nosotros cada tatuaje encierra su propia historia y se merece que nos tomemos el tiempo necesario para conocerla, interiorizarla y saber cómo plasmarla sobre tu piel. Por eso, y porque nos tomamos cada tatuaje como una pieza de arte, contamos con un equipo de profesionales con una dilatada trayectoria en este sector.

  • Santi H es un apasionado del tatuaje realista y new school que comenzó su carrera profesional con la aerografía. Es un gran dibujante al que no se le resiste ningún reto. De hecho, afirma que le encanta hacer lo que otros no se atreverían a intentar.
  • José Prieto es tatuador por vocación y su pasión son los tatuajes orientales, las acuarelas y las muñecas. ¡No podrás encontrar un fallo en ellas!
  • Vene 430 podrá asesorarte si buscas diseños con orientación neo tradicional. Le encanta trabajar en tatuajes llenos de color y con líneas gruesas y es especialista en propuestas de animales.
  • Jeanmarco Cicolini está especializado en diseños geométricos, mandalas y puntillismo o dotwork y sus tatuajes están llenos de detalles.

 

Y después… ¿Cómo cuido mi primer tatuaje?

¡Cuida tu tatuaje con estos consejos! Trucos para nuevos y viejos tatuajes

Ya no eres Virgen de Piel y ahora el 40% del resultado final de un tatuaje depende del cuidado que se haga de él en las semanas posteriores; una razón lo suficientemente importante como para que te tomes este punto tan en serio como te planteaste la decisión de hacértelo. Los cuidados van variando a medida que pasa el tiempo y en ningún caso te llevarán demasiado tiempo.

¡Toma nota! y si quieres saber más no dejes de leer los pasos para curar un tatuaje en este post

La primera semana después de tatuarte

Es en la que debes tener más cuidado con tu tatuaje. Puedes curarlo usando Saniderm, unos apósitos que reducen a la mitad los tiempos de curación, son transpirables, impermeables, flexibles, hipoalergénicos y que mejoran el acabado final del diseño. Para la cicatrización completa sólo necesitras tres apósitos. El primero se te colocará en el estudio y lo llevarás 24 horas, el segundo 48 horas desde que te lo pongas y el tercero, 72 horas. Cuando retires uno, lava tu piel con agua y jabón neutro haciendo movimientos circulares en la zona sin frotar ni presionar en exceso. Y si tienes tiempo, para mejorar aún más la cicatrización y acabado, aplica un poco de crema neutra en la zona, déjala un ratito al aire y ponte después el apósito.

Si el estudio donde te tatúes no dispone de los apósitos Saniderm –los tendrás si te tatúas en Ink Sweet Tattoo– puedes recurrir a la crema usada tradicionalmente, Bepanthol. Al salir del estudio se te colocará papel fil en la zona para evitar infecciones. A las tres horas deberás retirarlo y lavarte con agua tibia y jabón neutro. Es importante que te seques con toquecitos suaves y usando una gasa estéril o papel, evitando las toallas que podrían contener gérmenes. Una vez lavado, aplica una capa fina de Bepanthol y, si es una zona sometida al roce de la ropa o cualquier otro complemento, vuelve a taparlo con film.

La segunda semana después de tatuarte

Pasados los primeros seis-siete días nuestro objetivo será hidratar bien la zona tatuada.

Ya no necesitas usar ni Saniderm ni Bepanthol, basta con que apliques una crema neutra enriquecida con vitamina D un par de veces al día.

A partir de entonces, no necesitará más cuidados que que lo hidrates de vez en cuando con la crema que usas para el resto de tu cuerpo y, si vas a tomar el sol, que cubras tu tatuaje con crema de alta protección solar.

2 1.72 K

2 thoughts on “Virgen de piel

  1. Rizog 6 meses ago

    Wow, de verdad este artículo me ha ayudado muchísimo pues estoy pensando en tatuarme, con mi hermana, los dos queremos que sea algo significativo, pues pronto nos mudaremos y no sabemos cuando volveremos a vernos y por eso debe ser algo que nos una. Además somos vírgenes de piel ambos. Gracias por los tips, las aclaratorias y los consejos. Saludos desde Venezuela.

    1. Santi H 6 meses ago

      Gracias por tu comentario Rizog, me alegro que te sea de ayuda el artículo y ojalá encontréis un diseño que os sirva para recordaros el uno al otro por mucho que pase. Eché un vistazo a tu blog, está muy chulo 😀 Un saludo!