El tatuaje realista es un estilo de tatuaje lleno de detalles y que generalmente se tatúa en blanco y negro. Ese gusto por los detalles hace que sea fundamental aplicar unos cuidados muy rigurosos en las semanas posteriores para garantizar que el proceso de cicatrización se completa sin incidencias y que la piel está correctamente hidratada para que el dibujo luzca perfecto durante mucho más tiempo. Toma nota de cómo debes cuidar tu tatuaje realista.

Con plástico o con apósito

Son los dos tipos de métodos que usamos para facilitar la cicatrización de un tatuaje y cada uno requiere unos procesos y plazos distintos.

  1. Con plástico y crema. Al acabar el tatuaje, tu tatuador colocará un plástico protector sobre la zona para que la sangre coagule. Deberás retirarlo unas tres horas después, lavarlo con agua tibia y jabón neutro y curarlo. Aplica un poco de jabón en la yema de tus dedos y da un masaje circular por tu tatuaje. Cuando lo hayas secado muy bien con una gasas o papel muy suave a pequeños toquecitos, aplica una capa generosa de crema cicatrizante y vuelve a taparlo con film transparente. Bepanthol es la que se usa con más frecuencia. Deberás limpiar tu herida, aplicar la crema dos veces al día y cubrirlo con film transparente hasta que el tatuaje esté bien cicatrizado.
  2. Con apósito. Saniderm es el apósito curativo que usamos y recomendamos en Ink Sweet Tattoo porque facilita muchísimo el proceso de cicatrización. Saldrás del estudio con un apósito puesto y lo levantarás 24 horas después. Lávalo con agua tibia y jabón, sécalo con una gasa suave a pequeños toquecitos sin arrastrar y coloca el segundo apósito. Tendrás que levantarlo a las 48 horas, repetir el proceso de limpieza y colocar el tercer apósito que levantarás ya a las 72 horas. Pasado este tiempo tu tatuaje estará perfectamente cicatrizado.

¿Y después?

Cuando el tatuaje haya cicatrizado no será necesario que sigas usando ni Bepanthol ni apósitos curativos. Bastará con que uses tu crema hidratante habitual para mantener la piel bien hidratada. Asegúrate de aplicarla al menos una vez al día y de escoger una crema libre de perfumes.

Precauciones extras

Además de estos consejos que facilitarán muchísimo el proceso de cicatrización, ten en cuenta estos consejos:

  • Si tienes el tatuaje hecho en una zona de roce frecuente con la ropa, evita cualquier tipo de contacto durante los primeros 10-15 días. Coloca siempre un plástico protector cubriéndolo para que no se dañe.
  • Durante el periodo de cicatrización es fundamental que no le dé el sol y después siempre has de protegerlo con una capa generosa de crema UV 50+. Ten en cuenta que los rayos del sol pueden dañar tu tatuaje y hacer que pierda viveza y necesites un repaso antes de tiempo. Tampoco debes bañarte en la playa o la piscina hasta que esté completamente cicatrizado.
  • Los primeros días tras hacerte un tatuaje puedes notar cierto picor en la zona. No te rasques. Y 23en el tatuaje no las levantes bajo ningún concepto.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.