El arte del tatuaje ha evolucionado tanto en los últimos tiempos que hoy podemos encontrar un tatuaje único y exclusivo para cada deseo. ¿Quieres hacerte uno que te traiga a la mente esa persona, momento, acontecimiento o recuerdo con solo mirarlo por parecer casi una fotografía hecha con agujas y tinta sobre tu piel? ¡Entonces el tatuaje realista es tu estilo! Sigue leyendo porque en este post te contamos todo sobre un estilo de tatuaje que cuenta con muchísimos fans.

Qué es y cómo es un tatuaje realista

5 características del tatuaje realista

El tatuaje realista intenta reproducir imágenes reales con el mayor detalle posible. Descubre sus características y elígelo para tu tatuaje.

Podemos definir el estilo realista como el que intenta reproducir de la forma más fidedigna posible la realidad y plasmarlo en la piel con todo lujo de detalles. Los tatuajes realistas requieren una gran pericia por parte del tatuador, que tiene que lograr un diseño que se ajuste a lo que busca su cliente basándose en una imagen real, lo que le exigirá el máximo.

Este tipo de diseño cuenta con unas características propias que nos permiten reconocerlos fácilmente.

  • Los temas. Suelen representar sobre todo retratos, animales, escenas de la naturaleza y personajes mitológicos e históricos. Es muy habitual que el tatuador pida una foto de lo que el cliente quiere tatuarse para basar su diseño en ella. Cuanta más calidad tenga la foto, mejor y cuantos más detalles aparezcan, mayor será el reto para el tatuador.
  • El color. El estilo realista recurre sobre todo al blanco y el negro, pero puede recurrir a toda la paleta de colores disponibles para aportar más vida al diseño. Si no eres un apasionado de los colores, tranquilo, te sorprenderá ver los increíbles resultados que se consiguen ya solo con el blanco y el negro.
  • El tamaño. Los tatuajes realistas suelen ser diseños de gran formato ya que el tatuador necesita contar con un “lienzo” lo suficientemente amplio para plasmar todos los detalles de la imagen que quieres reproducir en tu piel. Tenlo en cuenta cuando pienses en qué parte del cuerpo te lo harás.
  • Las líneas. Uno de los grandes retos de los tatuajes realistas consiste en crear diseños llenos de viveza y que no parezcan estáticos a través del juego de luces y sombras, ya que en ellos apenas se usan líneas delimitadoras de espacios.
  • El proceso. Este tipo de diseños requieren varias sesiones de trabajo precisamente por el tamaño que suelen ocupar y por todos los detalles que el tatuador tiene que reproducir. Con el objetivo de que tu tatuaje no parezca incompleto, el profesional planificará muy bien las distintas sesiones para que después de cada una te vayas a casa con una parte del diseño concluida. Así, un día puede centrarse, por ejemplo, en esbozar los contornos de tu tatuaje, en otra sesión rellenará algunas de las zonas, en otra trabajará los fondos… Si es un tatuaje que combina diferentes elementos, puede optar por ir tatuándolos de forma progresiva. Sea como sea, te sorprenderá ver cómo va cambiando tu tatuaje después de cada sesión.

Los cuidados del tatuaje realista

Cómo cuidar tu tatuaje realista

Cuidar bien un tatuaje realista es fundamental para que el resultado se mantenga perfecto más tiempo. Descubre los métodos con que cuentas para protegerlo.

Cuidar bien un tatuaje y asegurarnos de que el proceso de cicatrización se desarrolla sin problemas es fundamental para que el resultado final cuente con la suficiente calidad y nuestro diseño se mantenga en perfecto estado más tiempo, sin necesidad de repasarlo. En el caso del tatuaje realista este cuidado es aún más importante.

Para facilitar el proceso de cicatrización recurrimos a dos técnicas:

  1. El plástico y la crema. Es el método tradicional y el que se sigue empleando en la mayoría de estudios. Cuando el tatuador de por concluida la sesión, cubrirá tu tatuaje con un plástico protector para que la sangre coagule. Este plástico debe ser retirado tres horas después. Lava tu tatuaje con agua tibia y jabón neutro, sécalo con unas gasas y aplica una capa generosa de la crema cicatrizante que te haya recomendado. Es importante que limpies la zona dos veces al día, apliques la crema y lo cubras con ese film transparente hasta que esté bien cicatrizado.
  2. El apósito. Es nuestro método de cicatrización favorito por su facilidad de uso y por los increíbles resultados que logra. Saniderm es el apósito que solemos usar en Ink Sweet y que colocamos al concluir cada sesión. 24 horas después deberás levantarlo con cuidado, lavar el tatuaje con agua tibia y jabón, secarlo con una gasa sin arrastrar y colocar un nuevo apósito. 48 horas después repetiremos el proceso de limpieza y colocaremos el tercer apósito que retiraremos a los tres días. Con esto conseguirás tener tu tatuaje perfectamente cicatrizado.

Con uno u otro método es importante que evites rascarte la zona, no te quites costras si aparecen y evites la presión sobre el diseño, por ejemplo la que ejerce la ropa. Cuando el tatuaje esté curado solo necesitarás hidratar la piel con tu crema habitual.

Los tipos de tatuaje realista

Los 3 tipos de tatuajes realistas

Surrealista, realista abstracto e microrrealista. Descubre todos los tipos de tatuajes realistas, aprende a distinguirlos y elige cuál te harás en Ink Sweet.

Aunque todos los tatuajes realistas se caracterizan por esa obsesión de reproducir la realidad de la forma más fidedigna posible, podemos distinguir distintos tipos de diseños realistas.

1. Los diseños surrealistas

Los reconocerás porque se hacen tomando un objeto de la realidad y haciendo una reproducción creativa que responde a la libre interpretación del artista. Descubre aquí todas sus características.

2. Los diseños realistas abstractos

Combina elementos del tatuaje realista puro y duro con la corriente del arte abstracto. Representan emociones detrás de un objeto de la vida real y suelen incorporar colores para darles una mayor viveza.

3. Los diseños microrrealistas

Cuando hablamos de tatuajes realistas solemos pensar en diseños de gran formato en los que el tatuador cuenta con espacio para demostrar sus dotes y tatuar un sinfín de detalles. Sin embargo hay otro tipo de tatuaje realista que nos permite necesitar menos piel pero conseguir un efecto igualmente espectacular. Es el caso de los tatuajes microrrealistas, diseños hiperrealistas en un espacio de unos 8 centímetros como mucho. ¡Pon a prueba a tu tatuador con esta petición!

Pros y contras a tener en cuenta

Pros y contras a tener en cuenta del tatuaje realista

Conoce todos los pros y contras de un tatuaje realista y descubre un estilo de tatuaje lleno de detalles y con resultados sorprendentes.

pros

  • La enorme cantidad de detalles con que cuentan, que harán que tu tatuaje sea único.
  • La increíble variedad de temas, ya que permite representar cualquier cosa. El límite es tu imaginación.
  • La posibilidad de hacerlo en blanco y negro o recurrir a otros colores si en un momento dado quieres reinterpretarlo.

Contras

  • Requiere grandes superficies para poder hacer un diseño a la altura del estilo.
  • Necesitarás varias sesiones para ver tu tatuaje acabado.

Si estás pensando en hacerte un tatuaje realista, te invitamos a que te pases por la galería de Santi H, nuestro tatuador especialista en este estilo, y a que nos sigas en Instagram donde compartimos nuevas propuestas todos los días.


Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.